Tarta Tres Chocolates

Las mejores recetas, aquí

Tarta helada tres chocolates

Tres capas de ganache de chocolate batido se congelan para dar como resultado esta tarta helada de tres chocolates. Un postre helado cremoso, suave, y con un sabor a chocolate intenso.

Y lo mejor de todo es que no hay que utilizar el horno. El chocolate siempre ha sido uno de mis grandes amores. Sin embargo, no ha sido hasta hace poco cuando me he puesto ha hacer ganache de chocolate, porque siempre pensé que era algo difícil de hacer, ya que suena tan elegante.

Tarta helada tres chocolates

Si has hecho ganache sabrás que este chocolate suave y sedoso no es nada complicado de hacer. ¿Y como quedaría si se batiese? Simplemente guau.

Cuando se toma un bocado, se derrite al momento en la boca. Un cremoso postre de ensueño para los amantes del chocolate fino.

Ingredientes:

  • 210 gr de chocolate blanco, finamente picado
  • 210 gr de chocolate con leche, finamente picado
  • 210 gr de chocolate negro mínimo 70% de cacao
  • 675 ml de nata líquida para montar
  • 2 cucharaditas de café instantáneo

Ingredientes opcionales: salsa de chocolate caliente, chispas de chocolate, nueces picadas...

Preparación:

Forra un molde rectangular de 22x13 cm con papel de aluminio que lo cubra completamente y sobresalga unos centímetros por encima.

Pon los 3 chocolates en 3 recipientes diferentes. En una cazuela, calienta la nata a fuego medio hasta que esté caliente y luego baja el fuego. Revuelve frecuentemente para que no se queme.

Vierte 1/3 de la nata sobre el recipiente con el chocolate blanco, 1/3 sobre el recipiente con el chocolate con leche y el tercio restante sobre el recipiente con el chocolate negro.

Remueve cada una de las mezclas de chocolate hasta que el chocolate se haya derretido y esté cremoso. Añade el café instantáneo en el chocolate con leche derretido. Esto le dará a la capa de chocolate con leche un sabor a moca. Si no te gusta el café, puedes omitir esto.

Deja que las mezclas se enfríen durante 5-10 minutos. Con una batidora de pie, bate la mezcla de chocolate con leche con el accesorio de varillas a máxima potencia durante 3-5 minutos. Estáte pendiente de la mezcla y deja de batir cuando tenga una consistencia gruesa como la crema agria. No mezcles demasiado.

Cuanto más caliente esté el chocolate derretido, más tiempo tardará coger la textura adecuada. Es por esto que hay que dejarlo enfriar unos minutos.

Coloca esta mezcla batida en la base del molde preparado e introdúcelo en el congelador. Limpia el bol de la batidora y repite el mismo proceso con el chocolate blanco.

Una vez más, ten cuidado de no mezclar en exceso. Deténlo cuando esté espeso y cremoso. Vierte esta mezcla encima de la capa anterior de chocolate y vuelve a introducirlo en el congelador.

Limpia de nuevo el bol y repite el proceso, esta última vez con el chocolate negro. Vierte la mezcla sobre las demás y alisa la superficie. Cubre la parte superior del molde con papel de aluminio y congélalo hasta que esté firme, como mínimo 3 horas.

Cuando esté listo para servir, desmóldalo invirtiendo la tarta sobre un plato. Puedes decorarlo con lo que más te guste, chocolate derretido por encima, chips de chocolate, sirope, o todo a la vez.

El resultado es una tarta helada de tres colores que está deliciosa.